EL ARTE DE CONTAR HISTORIAS

Y lo de la tortilla de patatas con queso de cabra

15 al 17 de marzo | PARA 7 fotógrafos

Lo que me mandó Adri cuando volvimos

Te echas buenas risas con él. Es gallego. Buena gente. Debería de vender cosas en Wallapop, porque escribe igual que habla, pero trabaja en una gasolinera. Y hace fotos. Usa una Fuji XT4. Preciosa. 

Me mandó esto, te lo pego.

Sabía que podía aprender, pero no tanto en tan “poco tiempo”. Me ha parecido increíble por muchos motivos. Entre ellos su forma de ser, su dedicación, por qué no se guarda nada, por qué cada segundo escuchándolo vale oro.

@avidal_pics

No te vas a tener que presentar ni leches en vinagre. Si eres tímido, mejor, eso es que tienes muchas ideas y no se las regalas a cualquiera.

Casi nadie presta atención...

En serio.

Casi nadie le presta atención a la narrativa visual. A lo de contar historias. Me parece de locos.

Y mucho menos a las emociones.

Te pongo en situación:

Hace poco recibí un privado en Instagram:

«¿Esto de contar historias sirve para lo que hago yo?»

A ver.

Si tienes una cámara, haces fotos, tienes un cerebro y sientes cosas, sí. Si no sabes que necesitas tener un foco claro y definido, también. Y si trabajas haciendo fotos, mejor.

«¿Y cómo lo hago?» Me dijo.

Con algo tan absurdo y sencillo que seguro que has visto miles de veces, pero no has caído.

«¿Magia?»

No exactamente.

Con una estrategia que vas a crear con otro compañero. Varias preguntas que te voy a hacer. Y la práctica que más gusta con un libro, 3 emociones y 1 canción. 

Y una bici.

En Asturias. Bueno, cerca de Cudillero.

Y en la playa de Gueirua. Y en la de Campiechos. Y en un pueblo donde haremos un ejercicio para componer mejor. Ya te diré cuál. 

Un cabezota perfeccionista

Me compré un libro el sábado 9 de diciembre.

Uno para escribir y meditar. Muy yo.

Cuando necesito un libro siempre hago esto:

Entro, reviso estanterías, portadas y colores y cojo uno que me llama. Por lo que sea. Y lo abro por una página al azar. Ponía: «escribe tu biografía en tercera persona». Como los gurús.

Bueno.

Justo antes de contar historias, diseñaba en una clínica de fertilidad. Diseñador Gráfico de 9:30 a 18:00. Los viernes hasta las 14:30. Y me echaron. Fue una bendición.

Al final lo he escrito en primera persona. Muy yo también. Pero me quedé con lo importante: escribir algo sobre mí.

Aunque entiendo que mi vida te importa muy poco.

Esto sí te interesa. Si quieres aprender. O desaprender. Si no, no. Claro. Porque observar, saber cómo elegir lo importante y darte valor, te lo voy a enseñar. 

Entre otras

cosas aprendes:

Lo de la mente

Que observar bien es de tener mucha paciencia. Y las prisas por sacar la cámara pensando que te pierdes algo. Y lo que pierdes es tiempo y espacio en la tarjeta. Pero lo haces por miedo.

Algo de técnica

La manera en la que tienes que componer con líneas. Lo de la bici de ET. Y lo de Gestalt que te mandaré en un PDF.

Y mucho
desarollo personal

Que pensar que la creatividad es algo con lo que naces, es de las mierdas más grandes que te joden la confianza. Y todas las creencias limitantes que vas a apuntar el primer día.

Esto sí está incluido

Dos noches en una casa rural. En Cudillero. Cerca. Con sus camas para 1. En habitaciones de 2 personas. No compartimos la casa con nadie más.

La tortilla de patata con queso de cabra.

Un cuaderno para identificar bloqueos creativos y creencias limitantes, otro marrón para apuntar y boli bic azul.

Pero esto no

Desplazamiento hasta Asturias. 

Tapones para los ronquidos.

La compra para la tortilla y el resto de días. La hacemos juntos al llegar.

Seguro.

Algunas opiniones que no has pedido de la master anterior

Es la primera masterclass de fotografía a la que asisto y ha sido todo un acierto. Decidí coger un vuelo desde Tenerife a Galicia sin conocerles apenas excepto por el grupo de Telegram y sin saber qué esperar. Me alegro de haber tomado esa decisión, ya que fue toda una experiencia. Siento que he mejorado a la hora de sacar fotos desde otras perspectivas y a pararme a pensar más antes de sacarlas, siendo una máster bastante introspectiva. Fer (Causa803) se asegura de ayudarte en los bloqueos y a guiarte para conseguir un mejor resultado.

 

Además, ha sido genial compartir la experiencia con otros fotógrafos, ya que aprendemos los unos de los otros, nos apoyamos y compartimos experiencias, además de que en un solo finde se ha creado una buena piña.

 

Y como olvidarme de la comida. Comimos como reyes en todo lo que duró la máster, y la fama de la tortilla está bien merecida!

 

Lo recomiendo al 100% y estoy segura de que, si surge la oportunidad, volvería a otra máster con Fer.

MEGAN

Llegué a la master con las expectativas altas y lo ha superado con creces.

 

No es una simple máster de fotografía, sino que engloba todo lo que rodea este ámbito tanto técnico, psicológico como práctico que hace que tu fotografía y tu mente haga un click.

 

Sabía que podía aprender, pero no tanto en tan “poco tiempo”. Me ha parecido increible por muchos motivos. Entre ellos su forma de ser, su dedicación, por que no se guarda nada, porque cada segundo escuchándolo vale oro… Aparte de centrarse en el grupo, siempre encuentra un momento individual.


Me he sentido muy a gusto, ya que a mayores se ha formado una piña con un sentido del humor de locos, risas en cada momento y en cualquier situación esto siempre es un plus.


Da gusto conocer a gente que comparta las mismas aficiones y sumado al pedazo trabajo de Fer en cada momento de la master ha sabido realmente a poco.

 

Con ganas de más, si quieres buscar un antes y después, da el paso y conviértete en amarillo

 

Gracias de nuevo! 💛

ADRIÁN VIDAL

Esta master no es un curso de fotografía, es un aprendizaje que va más allá. De instrospección a extrospección, entender tus miedos y tus limitaciones y buscar soluciones. Además en muy poco tiempo se genera un sentimiento de familía y compañerismo que hace que en solo dos días sucedan cosas increibles.

ALBA ESTELA

Segunda máster y segunda vez que me voy muy contento, detrás de cada máster hay un gran trabajo de Fer, su manera de explicarte y de ver las cosas te hace el camino más fácil para conseguir tus objetivos y mejorar en muchos aspectos tanto mentales como fotograficos.

 

Además de aprender y mejorar en tu fotografia, si te gusta visitar nuevos lugares, disfrutar de la fotografía con más gente, reírte y pasarlo en grande te recomiendo probar en una máster, no te arrepentirás! Yo ya estoy pensando en la siguiente!

JORGE LESTA

Cosas que lo mismo te preguntas

Y que tienes que leer. De verdad. En serio. Léetelas.

Claro. Si te mando un cuestionario por email para saber qué necesitas. Con 17 preguntas. Te llega 1 mes antes. Pongo en el asunto: Cuestionario Masterclass. Y en la que más me fijo es la 2.

No. Lo que aprendes en esta masterclass vale más. Jordi va por la tercera boda, y ha rechazado otra porque le querían bajar el presupuesto. El presupuesto y el valor, no se tocan. Nunca. Que luego no sabes si te contratan por ser bueno o por barato.

Desde que llegas el viernes lo más pronto posible. Porque voy a dar teoría. Hasta la 1, o 13:00, del domingo como tarde. Ahí ya recogemos y para casa. Aunque puede que antes. La vuelta depende de la luz y el grupo. Pero como pronto, sobre las 10 de la mañana.

Muy friendly todo. Risas-friendly. Buenrollo-friendly. No sex. No drugs. Pero Rock & Roll no prometo nada. Ambiente familiar, como dice Lorena. Si viene, dile que te cuente lo de que tiene que abrir la puerta del coche para aparcar. Porque no ve. Es muy alto. El coche. Ella menos.

Con que te manejes con el triángulo de exposición, suficiente. Jordi y Helena me han dicho que no se nota para nada la diferencia de niveles con otros compañeros. Porque dudaron. Pero que te sientes súúúúper cómodo. Con muchas úes.

La cámara, objetivos, baterías, cargador, tarjetas y mochila. También te puedes traer algún filtro y trípode. Si tienes. El portátil, no, que no vamos a editar. Y pesa.

Que sea cómoda y fotogénica. No es necesario ir de montaña. Lo que sí te recomiendo es llevar un par de fundas impermeables por si llueve. Una para la cámara y otra para tapar la mochila. Esta para la cámara te vale: a ver la funda.

Dímelo y te hacemos hueco. Te podemos recoger en algún punto si nos coincide. En el aeropuerto. O en cualquier lugar intermedio. Yo voy desde Madrid. La cuestión es que no te quedas en tierra.

Si en tu DNI pone que tienes entre 20 y 45 años. Sin problema. Y si eres más mayor, como Encarni y Lola, te vas a sentir más joven. Y cómodo igualmente. Lo único es que no está incluido en el precio. Porque es un rejuvenecimiento.

Lo de reservar y las condiciones

Para reservar tienes que pagar.

Una vez pagues y reserves solo te devuelvo el dinero si cancelo la Masterclass. Que no tiene por qué pasar. En ese caso si te devuelvo el total.

Lo que no hago es devolverte la reserva, a no ser que tengas un problema médico importante y un justificante. Que espero que no. Pero tienes que saberlo.

Me reservo el derecho a cancelar, o aplazar, la masterclass en caso de no alcanzar el mínimo de fotógrafos (7).

357 €

La masterclass se ha llenado

Scroll al inicio